Cepesca considera un éxito el resultado de las negociaciones de TAC y cuotas para la flota española

Cepesca considera un éxito el resultado de las negociaciones de TAC y cuotas para la flota española

La Confederación Española de Pesca (Cepesca) considera un éxito el resultado de la negociación de TAC y cuotas para 2019, que culminó la pasada madrugada en Bruselas y valora el establecimiento del mecanismo de bolsa de cuotas, que confía evitará que la flota pesquera se vea obligada a quedar amarrada debido a la plena entrada en vigor, el próximo 1 de enero, de la obligación de desembarque.

La patronal celebra los incrementos importantes de las oportunidades de pesca para la flota española de especies de alto valor comercial, como la merluza norte (28%), el jurel del Golfo de Cádiz (69%), el gallo, tanto del Cantábrico Noroeste y el Golfo de Cádiz (35%) como de Gran Sol (47%) y, a pesar de la reducción de ciertas especies, como rape en Gran Sol (-2%), caballa (-20%), bacaladilla (-20,3 en el norte y -17,6 en el sur) y la cigala del Cantábrico Noroeste, que seguirá teniendo únicamente una cuota científica de 2 toneladas. Así, Cepesca considera que los resultados en el cómputo general son positivos.

Según el secretario general de Cepesca, Javier Garat, “fruto de todos los sacrificios que se han realizado en los últimos años, la flota española va a contar en el año 2019 con más cuotas de las que hemos tenido este año y eso se traduce finalmente en valor económico y generación de empleo, que es lo que los armadores y los pescadores intentan cada día”. “Las más de 280.000 toneladas fijadas para la flota española en 2019”, – añade Garat- “tienen un valor económico en primera venta en torno a 504 millones de euros, es decir, alrededor de 26 millones de euros más que en 2018”.

A este respecto, Cepesca subraya, específicamente, que todas las poblaciones que pesca la flota española se explotarán en niveles de Rendimiento Máximo Sostenible (RMS) en 2019, que es el objetivo que persigue la Política Pesquera Común (PPC) con el horizonte de 2020.

En cuanto a la plena entrada en vigor de la obligación de desembarque, Cepesca reconoce el buen trabajo realizado por la Administración de España para lograr el establecimiento de un mecanismo, una bolsa de cuotas, para el intercambio de TAC accesorias e inevitables y considera que su aplicación puede dar un resultado positivo y permitir que los barcos no se vean obligados a quedar amarrados a puerto debido a las especies de estrangulamiento, es decir, aquellas de las que la flota no dispone de cuotas o tiene muy pocas cuotas.

La bolsa de cuotas, que permitirá a la flota española disponer de cuota para evitar el estrangulamiento, supone que todos los países con posibilidades de pesca de las especies conflictivas tendrán que poner a disposición de la bolsa un 6%, inicialmente, de la cuota total disponible para estos stocks y facilitar así su intercambio por cuotas de otras especies. A este mecanismo se suma, además, la posibilidad de realizar intercambios con otros países entre zonas y poblaciones, que el Gobierno de España negociará anualmente.

Además del secretario general de Cepesca, Javier Garat, han formado parte de la delegación del sector pesquero en Bruselas el gerente de la OPP Lugo, Sergio López; el gerente adjunto de la Cooperativa de Armadores de Pesca del Puerto de Vigo (ARVI), Hugo González; el delegado de Flota de Puerto de Celeiro, Jesús Loruido; e Iván López, director general de Pesquera Ancora, presidente de la Asociación Nacional de Buques de Pesca de Bacalao (Agarba) y miembro del Comité Ejecutivo de Cepesca.

 

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.